CAMPAÑA POR PALESTINA: 

EL MUNDO ENTERO CABE EN LA FRANJA DE GAZA

         Continuamos en 2023 con nuestra campaña en favor de Gaza, que vemos por cierto un poco como aquello que decía Carlos Marx cuando hablaba de la huella colonialista que el Imperio británico iba dejando en India. Dicho de otra manera: 

Para los expoliados de aquí y de allá, mostrar Gaza es poner a los receptores inmediatos de nuestra campaña, en ciertos aspectos (y básicos: como el agua, el medioambiente, el control de movimientos, el expolio del suelo y del techo, el trato bestial literalmente de animal dado por un “club de auto-tenidos por Superiores y Pre-Destinados por ELECCIÓN SUPREMA”…) ante “EL ESPEJO DE SU PROPIO FUTURO” (expresión de Marx y Engels en sus escritos en torno a India). Sólo que, hoy, se trata de un espejo infinitamente más sombrío/vampírico/drenador que aquél proyectado por cualquier visión “progresiva” que aún pudiera albergarse, después de todo, en aquellos años de Capital en su exo-implantación y su en expansión (siglo XIX) coincidentes con los estudios de ambos abogados alemanes.       

       Nosotrxs pensamos que la Franja de Gaza pone de manifiesto los hechos tozudos (Engels) que se manifiestan contra todo el ocultamiento tan precario que apenas si puede, con su visión flatland, esconder que el rey va desnudo. Esconder la polarización mundial entre población proletaria que sobra y es barrida, como en Gaza o en los controles de natalidad o en las campañas eugenésicas de las ONGs camufladas de vacunación, en la devaluación monetaria provocada por el lock-out de capitales cuando un gobierno no es del guión imperial…; y, a su vez, los cool del planeta:  
       Son los Electi de ayer y de hoy. La tribu (hoy hiper-concentrada en sus «ports» de acumulación) al tiempo que globalizada en sus nodes geográficos, mercantiles y nodes de canal de conexión con cualquier faceta de lo sensorial -y jamás viendo al sujeto más que con ojos viles, esto es, no más que bajo su forma entera y puramente fenoménica (Tesis sobre Feuerbach, Marx), es decir, como deseante, necesitado, demanda mercantil, útil, ocioso, «hombre o mujer de provecho», trabajador, obrero…; ¡mas no como realidad objetiva con una potencia de vida insatisfecha (¡¡y crecientemente a medida que el sujeto produce la historia y la historia al sujeto!!) en los corsés de la  oferta dispuesta por tal orden mundial!  
       Y, en tal medida, son los Electi, y aunque séanlo algunos de ellos por delegación y como aquellos «perros que comen de las migajas que caen de la mesa de los dueños» (Evangelios), la Corte compuesta por sus Estados y funcionarios y también por sus brujos ingenieros sociales y económicos y bursátiles.  
       Una polarización en el fondo internacional, ésta que DIRECTAMENTE asola Gaza y asoló Palestina sobre cuyos escombros pasaban los bulldozers a hacer añicos los restos/pruebas de preexistencia de vida, sociedad, cultura, pueblo; y los arqueo-saqueadores expoliaban los restos de la civilización cananea para falsificarla como Antiguo «judeolegado» por el sionismo «inventor». 
       Y por supuesto, y en continuidad de proyección tribo-imperial política Y TENDENCIALMENTE MESIÁNICO-TERRITORIAL, se trata de la misma polarización esencial que ocurre en la macroescala cuando asistimos, a unos km de Gaza, a la defenestración económica y a la neotribalización social incipiente de Líbano por obra de la misma Tribu y su lobby financiero hundiendo la lira libanesa. 
        Pero también hay polarización en nuestros cuerpos, estómagos, techo y suelo patrio aquí en la Península: con un Estado y su para-Estado colonial DE LO QUE ruboriza (y a Hegel hoy día también ruborizaría) llamar «la sociedad civil»: integrada en el para-Estado identitario con su nuevo arco de identidades privilegiadas/homologadas o bien, la sociedad en el extramuros, en vías de lumpenización o de hiper-proletarización. 
       Y es una polarización que, en fin, ocurre en la micro-escala del salariado dualizado en una burguesía estatal, paraestatal o asalariada, por un lado, y sus explotados que no ingresan en nómina la plusvalía nominal de sus antagonistas dentro de tal pretendido y trasnochado «mundo del trabajo».  
       Gaza es como un espejo del Tibidabo, que en esencia no responde a causa (coseidad) distinta al trasfondo que determina la polarización internacional y la fisonomía material que nos subsume. Pero que como «apariencia» (phenomenon) agudiza muchos de los caracteres de la dialéctica de clases entre los losers del Planeta y los Amos/»Club Elegido», y que como tal la Vanguardia ha de mostrar ante el proletariado de aquí y de allá para, en palabras de Marx, «hacer la vergüenza aún más vergonzante al APARECER publicada». 
Y es que el caso extremo de la Franja alecciona a lxs millones de seducidos o de los aún escépticos… ¡respecto de cuánto nos quieren y van a llegarnos a “querer a todos y a todas” esos mismos que hambrean a unos, seducen a otros, asquean a ciertos más y ocupan a otros tantos!!! Aquí o allá. Aquí-allá en un mundo-circuito. Donde uno de los vectores destacados (“polares”) atravesando el circuito y a su vez condensando Capital, ideología y Poder en uno de los 2 Polos del antagonismo principal, pongamos que hablo de Qatar, desea una Gaza doméstica y así salida “nacional”-teológica-paramilitar al Mediterráneo. De manera que juega con Hamas/ trata de cooptar a esa fuerza. Y eso mismo hace al Emirato apoyar tácitamente a Israel cuando éste lanza una ofensiva contra la población de Gaza (porque también es una ofensiva contra terceros grupos armados populares defensores en Gaza de la causa palestina). Tanto es así, que hasta Hamas ha callado este verano de 2022, y no digamos Turquía como valedora de Hamas entre bastidores.
El propio Emirato, que no pudo aniquilar la República Árabe Siria para hacer pasar sus gasoductos por un cuerpo inerte, ahora ha encontrado su gallina de los huevos de oro al fin en otra “guerra”: la “de Rusia”. Vilipendiado el oso y expulsado de “la vida civilizada”, Qatar Energy se ha convertido en ofertante… Y vende caro su gas. Ese aumento de costes de hidrocarburos, junto con la desinversión asociada en Europa, ocasiona la devaluación euro y así la llamada mal-llamada “inflación” (no es que suba el valor de cambio de las mercancías, sino que la moneda “común” pierde valor de cambio por motivos geopolíticos inducidos). Observe el lector, y a través del ejemplo qatarí, cómo los mismos vectores del circuito-Planeta condensan cada vez más sus fuerzas, por un lado, y, por el otro (dialécticamente), las centrifugan, OPRIMIENDO AQUÍ Y ALLÁ -“GLOBALMENTE”- al Polo antagónico. Deberemos incidir, aquí para empezar, sobre nuestro Polo, a fin de irlo tornando, además de objetivamente antagónico, subjetiva, organizativa y conscientemente ANTAGONISTA.  
       En tal sentido escrito por el alemán de “hacer la vergüenza todavía más vergonzante, publicándola”, y antes que nada por Principio antiimperialista con Palestina en particular y con el mundo proletario en general, enviamos nuestros dos modelos de flyers animando a su difusión no solamente digital sino en papel, ya que somos un colectivo pequeño, pero que no es más que un grano de arena en el mar de su clase de pertenencia. Clase que no cuenta sino con aquellos medios que ella misma pueda producirse en su auto-producción de voz y de perspectiva.
       Reciban los lectores, en tal sentido expuesto, nuestra propuesta e invitación de descargar, copiar, imprimir, ampliar, difundir, remitir, enviar, fotocopiar, transformar, completar, desarrollar, insertar, etc., los dos modelos de flyers remitidos en el link de la fuente, TAL Y COMO USTEDES GUSTEN (si así quieren hacer uso). Y ELLO EN SUPERACIÓN de las limitaciones logísticas, de volumen de ejemplares y de difusión QUE PESAN SOBRE nosotrxs sus productorxs (hagan ustedes suyo el CAI y sus campañas: suyas -“suyas” de nosotros y “suyas” de ustedes… a disposición). Pues los planteamientos y, ahora, los medios virtuales, no acostumbran, ya saben en esta sociedad, a ir ligados a la posesión de medios productivos. Saludos antiimperialistas.

BRIGADA ARTÍSTICA TINA MODOTTI-FRIDA KAHLO
COMITÈ ANTIIMPERIALISTA

Advertisement